Todo empezó con un palo de cortina, dos cojines y unas luces encima de la cama. Pensé, si mi madre puede hacer de eso un cabecero espectacular, qué más se podría utilizar?

A la hora de escoger un cabecero para el dormitorio, nuestro estilo decorando será clave para decidir que estamos buscando. El cabecero puede cambiar completamente la imagen de la habitación y convertir tu cama en un lugar donde te sientes totalmente cómodo.

En este post veremos unas cuantas imágenes para inspirarnos,

 

Cabeceros de madera

La madera tiene muchísimas utilidades, podemos, incluso, reutilizar una puerta, pintarla y ya tendríamos un cabecero,

A continuación veréis dos maderas muy trabajadas que pueden ofrecer tanto un estilo bohemio como clásico o chic.

 

Si estamos buscando una decoración más rústica para nuestro dormitorio, podemos optar por maderas de aspecto antiguo y ¿Por qué no? por utilizar una estantería como cabecero, tal y como se ve en la siguiente imagen.

 

La madera no tiene límites, habitaciones infantiles, originales, románticas… Nada se le resiste.

 

Vaya o no con la línea que utilizas para decorar, a menudo las formas coloniales le dan un punto distinto y un ambiente cálido al dormitorio. En la segunda imagen que mostramos a decoración, han optado por tapizar el cabecero de madera y el resultado encaja perfectamente con lo que esa pesona está buscando.

 

Cabeceros con libros

Los libros son para leer! Espera, o no? Me encanta ir a la cama con un buen libro, con una história por descubrir pero y si también forman parte de la decoración? Del cabecero quizá?

Podemos utilizar únicamente tapas de libro o reutilizarlos. Recomiendo hacerlo con libros falsos o aquellos que utilizarías cuando cojea la mesa.

 

Cabeceros con cuadros o fotos

Las fotografías y los cuadros que tenemos en casa pueden decir mucho sobre quienes somos. Últimamente las fotografías polaroid son tendencia, han vuelto a venderse cámaras e impresoras. Incluso han abierto empresas dedicadas a imprimir esta clase de fotos así que era de esperar que los usuarios iban a hacer maravillas decorando con ellas.

Cabeceros con vinilo

Cabeceros con vinilo o directamente cabeceros sin cabecero. Los vinilos, graphitis, dibujos o murales con carboncillo, etc. Son ideas fantásticas para darle brillo a nuestro lugar de descanso y sacar el ingenio que llevamos dentro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *